UCR lidera proyecto de importancia mundial para reducir muertes por veneno de serpientes

El trabajo que inició en el 2016 el Instituto Clodomiro Picado de la Universidad de Costa Rica (ICP- UCR) para salvar vidas a nivel mundial, finalmente se concretó. A partir de este 2019, las más de 2.7 millones de personas en condición de pobreza que sufren envenenamientos por mordeduras de serpiente, y que han sido del desinterés de las grandes casas farmacéuticas, tendrán una nueva esperanza.Se trata de una iniciativa que difundió oficialmente la Organización Mundial de la Salud (OMS) el jueves 23 de mayo, impulsada por la UCR, la cual se basa en cuatro tácticas clave: empoderar e involucrar a las comunidades, asegurar tratamientos seguros y efectivos, fortalecer los sistemas de salud e incrementar alianzas.
El objetivo que se persigue es reducir, antes del 2030, un 50% de las muertes ocasionadas por esta problemática que en los últimos años se ha posicionado como enfermedad desatendida y crisis de salud mundial.
“El liderazgo que ha tenido Costa Rica en esta iniciativa internacional deriva de su larga trayectoria en el manejo y enfrentamiento del problema de las mordeduras de serpientes. El país ha desarrollado una plataforma fuerte de investigación científica y tecnológica, y en la producción de un medicamento eficaz y seguro”, afirmó el Dr. José María Gutiérrez, investigador del ICP-UCR.
Este logro se da después de que la OMS aceptara en el 2017 la propuesta de Costa Rica, liderada por la UCR, y anunciara de manera oficial que el envenenamiento por mordeduras de serpientes era uno de los padecimientos con mayor impacto negativo para la salud mundial que no era atendido.
Uno de los motivos de ese desinterés, se daba por considerar la producción de antivenenos como un negocio poco rentable, pues el envenenamiento ofídico afecta principalmente a personas de zonas rurales que tienen un limitado poder adquisitivo.
Como resultado de lo anterior, el 24 de marzo de 2018 la Asamblea Mundial de la Salud, máxima autoridad en el ámbito de la salud a nivel global, aprobó una propuesta impulsada por los Gobiernos de Costa Rica y Colombia para iniciar acciones globales. La resolución fue respaldada por otras 31 naciones.
Con este nuevo aporte, se pretende movilizar cerca de $82 millones para contrarrestar la crisis, así como las graves secuelas que son provocadas, las cuales van desde el daño emocional hasta la incapacidad física permanente.
“Es una gran alegría ver que la OMS sigue paso a paso la propuesta que fue promovida por Costa Rica desde el 2016, para que a nivel mundial exista una respuesta adecuada a este problema de salud pública. En este camino, Costa Rica ha contado con el apoyo de muchos países, expertos y organizaciones. El director general de la OMS, el Dr. Tedros Adhanom Ghebreyesus, destacó esta estrategia como uno de los hitos de la Organización en este 2019. Costa Rica debe sentirse orgullosa de este gran logro a nivel global, que refleja décadas de trabajo científico en nuestro país”, aseguró la embajadora Elayne Whyte.
Jennifer Jiménez / Oficina de Divulgación e Información, UCR
2511-1232

About The Author

Related posts

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *